POLÍTICA

Mariano Hernández, nuevo presidente del Cabildo de La Palma

Sale adelante la moción de censura del PP y PSOE -la cuarta en la historia de la Institución- contra la hasta ahora presidenta insular, la nacionalista Nieves Lady Barreto

Canarias - 7/24/2019 EFE
El popular Mariano Hernández se ha convertido en presidente del Cabildo de La Palma tras prosperar la moción de censura presentada por su grupo junto con el PSOE contra la nacionalista Nieves Lady Barreto.

De esta manera, el PP ocupa por primera vez la Presidencia de la institución insular, recordó Mariano Hernández tras argumentar que "con este acto de legitimidad democrática" se ha llegado a un acuerdo con el PSOE "para materializar el cambio que La Palma necesita".

Por contra la presidenta saliente, Nieves Lady Barreto, discrepó del "circo mediático" que a su juicio ha mostrado el desarrollo de esta moción cuyos argumentos, añadió, han sido rebatidos "ampliamente".

La moción prosperó con doce votos de los consejeros del PSOE y del PP, y contó con el rechazo de los ocho representantes de Coalición Canaria.

Tras jurar su cargo como presidente de la institución insular, Mariano Hernández dijo que tras unos días "de bastante intensidad y crudeza" a partir "de hoy mismo" comienza una intensa agenda de trabajo para que La Palma "vuelva a brillar con luz propia".

Mariano Hernández agradeció el respaldo "y el cariño" que ha recibido, dijo, del presidente del PP canario, Asier Antona, y de la formación en La Palma, que "ha avalado de forma unánime esta decisión que hoy se materializa".

"Hemos tomado esta decisión después de meditarlo muchísimo pero hemos pensado siempre en lo mejor para La Palma", argumentó Mariano Hernández, quien señaló que el acuerdo de gobierno con el PSOE será "sólido" porque los dos socios no piensan igual pero se respetan profundamente.

"Estoy plenamente convencido de la lealtad de los compañeros del PSOE", añadió el nuevo presidente insular, quien dijo que la moción de censura a CC se justifica ante la carencia de apoyos suficientes de la nacionalista Nieves Lady Barreto para disponer de una amplia mayoría que de estabilidad a la institución para dar el cambio que merece la isla.

"Quiero ser el presidente de todos los palmeros, una voz firme y valiente de defensa de lo mejor para que esta isla crezca y sea un referente en toda Canarias", aseveró.

Subrayó que ahora llega un nuevo gobierno insular que cuenta con un amplio respaldo y capacidad de interlocución con el resto de administraciones para generar nuevas oportunidades de avance económico y social y diseñar un nuevo futuro para la isla "sin injerencias externas, pues sólo nosotros conocemos en primera y última instancia las demandas de sus 14 municipios".

También llamó Hernández a trabajar todos desde el diálogo y la altura de miras y no "desde el desencuentro y la confrontación", ya que sólo de esta manera se podrá aportar equilibrio, estabilidad, cohesión social y desarrollo económico.

Y sobre todo, añadió, se precisa valentía para materializar proyectos "que pasen del papel a la realidad".

El PP nunca ha ocupado la presidencia del Cabildo de La Palma y su nuevo presidente, agregó, está convencido de su entusiasmo y capacidad para junto al PSOE, "convertirnos en una bocanada de aire fresco para generar dinamismo y la ilusión que demanda" la isla.

La nacionalista Nieves Lady Barreto opinó que una moción de censura debe ser un instrumento extraordinario para situaciones propias de un bloqueo cuando han pasado meses o incluso años en la gestión de un gobierno, pero no a los quince días de la toma de posesión.

"Hemos rebatido ampliamente los argumentos de la moción porque hemos configurado un gobierno estable de ocho consejeros que han estado trabajando desde el minuto cero para desbloquear asuntos y plantear proyectos de futuro acorde a la voluntad expresada por los palmeros el 26 de mayo", sostuvo Barreto.

Ese equipo ha tendido la mano desde el principio para llegar a los acuerdos necesarios y hará lo mismo a partir de ahora para los asuntos que sean buenos para la isla, pero "no hemos participado ni participaremos en el circo mediático" ya que, advirtió Barreto, en la gestación de la moción no se ha oído hablar de proyectos, sino de intereses políticos.

El socialista Anselmo Pestana, que ocupará la Vicepresidencia de la institución, discrepó de Barreto al asegurar que unos pocos consejeros más no garantizan la estabilidad, y añadió que en su momento dijo que no iba a esconder la cabeza "bajo el ala".

Valoró el acuerdo con el PP durante el mandato 2011-2015, cuando "fuimos capaces de trabajar con la verdad y con la lealtad, dos elementos clave para llevar la política lo mejor posible".

"Que sepan los palmeros que el grupo Socialista va a trabajar desde el primer día para seguir avanzando en una economía muy distinta a la que encontró en aquel mandato, pues ahora es más potente y tiene muchos retos pendientes al haber pasado la isla de perder población a crecer levemente", agregó Pestana.

El dirigente socialista pidió lealtad, respeto y comprensión y sobre todo, destacó, capacidad de interlocución con el resto de administraciones públicas con las que, advirtió, no se puede utilizar "mecanismos de castigo" cuando son gobernadas por una fuerza de distinto signo político.