PROTESTA POR LA SENTENCIA DEL PROCÉS

Las movilizaciones se extienden a Girona, Lleida y Tarragona

Las capitales de provincias catalanas han acogido sendas concentraciones en protesta por la sentencia del procés, dada a conocer este lunes.

España - 10/15/2019 EFE
Un grupo de los 9.000 manifestantes que, según Mossos y Guardia Urbana, han participado este lunes en la concentración frente a la Subdelegación del Gobierno en Girona en protesta por la sentencia del "procés", se ha encarado con la policía que protege ese edificio con lanzamiento de objetos contundentes.

Ese grupo de personas intenta arrancar las vallas que rodean el acceso a la sede gubernamental y ha roto la luna de una de las furgonetas de los Mossos d'Esquadra.

Después de una advertencia por megafonía, la Policía Catalana ha realizado una carga y, de inmediato, lo ha hecho la Nacional con disparos de balas de goma.

Hasta que han comenzado los altercados, la manifestación había transcurrido con normalidad con lecturas de cartas de los presos independentistas.


Cargas en Tarragona

Los Mossos d'Esquadra han cargado esta noche contra un grupo de manifestantes encapuchados frente a la Subdelegación del Gobierno en Tarragona.

La policía ha cargado y ha disparado proyectiles de foam después que los manifestantes arrojaran pintura y otros objetos contra el edificio, protegido por un cordón policial.

Los manifestantes que se han enfrentado a la policía participaban en la concentración convocada por el independentismo ante las sedes de la Delegación y Subdelegaciones del Gobierno en Cataluña y, en el caso de Tarragona, ha reunido a unas quinientas personas.

Los concentrados han permanecido durante un rato ante la sede de la Subdelegación del Gobierno, en la plaza Imperial Tarraco, hasta que un grupo ha comenzado a lanzar objetos y se han producido las cargas de los antidisturbios.


Disturbios en Lleida

Los Mossos d'Esquadra han efectuado varias cargas ante el edificio de la Subdelegación del Gobierno en Lleida después que los manifestantes han roto el cordón policial.

Unas 6.000 personas han participado esta noche en la concentración ante la sede de la Subdelegación en Lleida, según datos facilitados por la Guardia Urbana, en el marco de las manifestaciones de protesta contra la sentencia del "procés" convocadas por el independentismo ante la Delegación y Subdelegaciones del Gobierno en Cataluña.

En un primer momento, los manifestantes han protagonizado un acto pacífico, no obstante, la tensión ha ido en aumento y, lo que había comenzado como una sentada, ha acabado con todas las personas de pie y con la quema de una bandera española.

Finalmente, algunas de las personas congregadas a las puertas de la Subdelegación del Gobierno han roto el cordón policial y los Mossos d’Esquadra han cargado contra ellos con porras y haciendo circular las furgonetas a gran velocidad.