La campaña de vacunación contra la gripe comienza la semana que viene

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias busca recuperar su índice de vacunación, que se desplomó en 2012.

Sociedad - 9/19/2013 EFE/Redacción TelevisiónCanaria
Fotograma RTVC Fotograma RTVC
El Gobierno canario adelantará su nueva campaña de vacunación contra la gripe en un intento por recuperar su habitual índice de cobertura del 60 % de la población con mayor riesgo ante esta enfermedad, "que el año pasado se desplomó" debido a problemas al comprar los medicamentos.

De hecho, el Archipiélago, junto al País Vasco, va a ser una de las dos comunidades que va a iniciar antes la nueva campaña, que empezará el 30 de septiembre en ambos territorios porque sus vacunas estarán disponibles antes que en el resto del país, al decidir sus gobernantes adquirirlas por su cuenta y al margen del acuerdo marco promovido por el Ministerio de Sanidad para comprarlas todos juntos.

Normalizar los tiempos de comienzo de la campaña, que el año pasado no se pudo poner en marcha hasta el 15 de noviembre y "después de muchos avatares", debidos a que se optó por comprar las vacunas en coordinación con el Ministerio y eso retrasó todo el proceso, es uno de los objetivos de esta edición, ha dicho hoy la consejera de Sanidad del Gobierno canario, Brígida Mendoza (CC).

La consejera ha indicado que en 2012 la compra de vacunas conjunta determinó que se demorara la llegada a las islas de las unidades que se precisaban, en primer lugar por los retrasos que se produjeron en el proceso de licitación de la operación que para adquirirlas puso en marcha el Ministerio de Sanidad y, en segundo, porque el Estado inmovilizó luego una partida de ellas.

Esa partida de vacunas se dejó en cuarentena porque presentaban "unos grumos" que se temió pudieran implicar algún riesgo para la salud de quienes se las pusieran, pero que luego fueron finalmente inmovilizadas, ha recordado Mendoza, que ha recalcado que, en todo caso, ello determinó "un retraso considerable" a la hora de tenerlas disponibles.

En especial por el hecho de que en Canarias, debido a su lejanía del resto del territorio español, "no es posible enviarlas de un día para otro en un camión", ha argumentado.

La titular autonómica de Sanidad ha asegurado que los problemas de esa ocasión ya no se repetirán este año, cuando los pacientes interesados podrán comenzar a pedir cita para vacunarse contra la gripe, de hecho, desde el día 23 de septiembre, una semana antes de que comience la campaña.

Y ha asegurado que ese adelanto en la campaña se ha debido a que Canarias ha adquirido por su cuenta sus vacunas "sin que por ello hayan resultado más caras que en temporadas anteriores".

"De hecho, el coste de todas las dosis de vacunas es de un total de 878.000 euros", ha precisado la consejera, que ha detallado que con ese dinero "se han adquirido 225.000 unidades de dosis de vacunas contra la gripe, 8.000 con adyuvante para aquellas personas que tienen problemas crónicos y están en centros sociosanitarios".

El director general de Salud Pública de la comunidad autónoma, José Díaz-Flores, ha subrayado que en Canarias se pretende llegar a emplear el 60 % de esas 225.000 vacunas disponibles, una cifra que se ha adquirido por entender que se corresponde con el número de residentes en las islas que tienen potencial riesgo de sufrir mayores complicaciones si se contagian de gripe.

Con ello se volvería a la normalidad, ya que las dificultades de la anterior campaña llevaron a que la proporción de vacunados se redujera hasta solo un 40 %, ha dicho.

Brígida Mendoza ha expuesto que, para intentar lograr ese objetivo, la campaña de vacunación contra la gripe se difundirá en medios de comunicación, en centros sanitarios y también en las farmacias, que colaborarán por primer vez además en la obtención de citas previas para "pincharse" con los pacientes que lo precisen por ser población de riesgo: mayores, menores, enfermos crónicos y otros.