CARRETERAS

El túnel de Faneque, en la carretera de La Aldea, podría abrir en dos años y medio

Los trabajos se concentran en la actualidad en la excavación de las bocas norte del llamado túnel número 4, el más largo de los ocho que incluye el proyecto con 2.100 metros.

Canarias - 5/20/2020 EFE
Óscar Herrera / Aitor Rodríguez
El Gobierno de Canarias confía en poner en servicio en un plazo de dos años y medio el túnel del Risco de Faneque, la infraestructura más compleja y relevante de la segunda fase de la carretera de La Aldea (Gran Canaria), un tramo valorado en 152 millones de euros de inversión.

Según ha informado el Ejecutivo, el consejero de Obras Públicas, Sebastián Franquis (PSOE), ha visitado este miércoles las obras de ese tramo de carrera, para conocer cómo marchan los trabajos.

"Hemos podido comprobar cómo las dos bocas del túnel del Risco de Faneque, un túnel fundamental en el inicio de esta obra, ya se están ejecutando y empezamos a ver que la obra está yendo al ritmo deseado", asegura Franquis, convencido de que se podrán cumplir los plazos comprometidos para la apertura de ese paso subterráneo.

El consejero explica que el Gobierno canario invertirá este año 20 millones de euros en esta obra, que se inició hace ocho meses, partida que se destinará fundamentalmente a los trabajos de excavación de los túneles que ya están en marcha.

Los trabajos se concentran en la actualidad en la excavación de las bocas norte del llamado túnel número 4, en el Risco de Faneque, el más largo de los ocho que incluye el proyecto con 2.100 metros.

Situadas junto al barranco de Hoya Segura, se están excavando las dos bocas de este túnel doble con medios mecánicos, perforadoras Jumbo y retroexcavadoras, pues el terreno no es excesivamente duro.

Se han ejecutado en las últimas semanas 34 metros en el túnel del lado tierra y se está iniciando excavación del túnel lado mar, también con medios mecánicos, detalla el Gobierno.

En el lado sur de este mismo túnel, se han habilitado caminos de acceso bastante complicados para llegar al desmonte.

En el llamado túnel número 3, otro equipo de operarios de las empresas adjudicatarias están construyendo el denominado "paraguas ligero", un armazón metálico con la forma de la boca del túnel, que permite excavar el terreno con seguridad y evita los desprendimientos.

En las próximas semanas se espera acelerar de manera importante estos trabajos de excavación con el comienzo de las voladuras que permitan cavar en las zonas más rocosas de los túneles.

El tramo de carretera Agaete-El Risco es un proyecto de solo 8,5 kilómetros de longitud pero que, por su compleja orografía, incluye la construcción de varias estructuras especiales, entre ellas ocho túneles, dos viaductos, un paso inferior y tres enlaces.

Esta nueva vía sustituirá un trayecto de cerca de 15 kilómetros que actualmente se realiza por la GC-200, con graves problemas de seguridad, recuerda el Ejecutivo.