El teléfono de la Esperanza recibe el Premio Ansina a los Valores Humanos 2017

En la modalidad individual, los premios recayeron en la historiadora realejera Carmen María de las Nieves Luis García, quien implicó a sus alumnos en el interés por el rescate de las tradiciones y costumbres populares.

Canarias - 03/10/2017 EFE
Imagen cedida a RTVC con los premiados Imagen cedida a RTVC con los premiados
La entidad Teléfono de la Esperanza recibió ayer el Premio Ansina a los Valores Humanos 2017 en la modalidad de entidades por su labor en Tenerife desde 2014 atendiendo la salud emocional de la población.

Asimismo, han recibido este galardón el voluntariado del Programa de Personas Mayores de Cruz Roja, por atender a las personas mayores que más lo necesitan a través de diversos servicios, y el proyecto de promoción de donación de sangre en Añaza, que ha creado una red de colaboradores para cimentar el voluntariado en la donación de sangre, ha informado en un comunicado el Cabildo de Tenerife, institución que convoca los premios.

En la modalidad individual, los premios recayeron en la historiadora realejera Carmen María de las Nieves Luis García, quien implicó a sus alumnos en el interés por el rescate de las tradiciones y costumbres populares.

También fue premiada Gregoria Alonso Jiménez, nacida en Afur (Anaga) en 1949, quien, a lo largo de su vida desempeñó una tarea determinante en el desarrollo de Anaga para avanzar en materias como el servicio sanitario, transporte o las carreteras.

El tercer premiado fue Leoncio González Pérez, que nació en Valle Guerra en 1935 y dedicó más de 30 años al trabajo en fincas de plátanos y a la manipulación del empaquetado.

Paralelamente a su vida laboral ha tenido una trayectoria altruista colaborando con el Club Deportivo Valle Guerra o participando en las Fiestas del Rosario y San Isidro o siendo una figura clave en la asociación de mayores La Atalaya.

Los Premios Ansina a los Valores Humanos poseen un carácter honorífico y persiguen estimular, mediante el reconocimiento público, la labor que tanto entidades como personas anónimas desarrollan en favor de los mayores.

De esa manera, se resalta de las primeras su labor en favor de la integración social y de las condiciones de vida y de las segundas, su dedicación prestando servicios en diferentes ámbitos y su ejemplo.

Los Premios Ansina a los Valores Humanos son, además, un estímulo para los receptores de estas distinciones porque valoran no sólo lo que se ha hecho, sino también, lo que se puede llegar a hacer, permitiendo ser un aliciente para acciones futuras.