ELECCIONES EN USKADI

El PNV gana en Euskadi y podrá reeditar su pacto con PSE y EH Bildu es la segunda fuerza

Elkarrekin Podemos-IU y PP+Cs se desploman y Vox irrumpe en la Cámara autonómica con un representante.

España - 7/13/2020 EUROPA PRESS
La presidenta del Parlamento vasco y cabeza de lista del PNV por Guipúzcoa, Bakartxo Tejeria (2i); el lehendakari y candidato a la reelección por el PNV, Iñigo Urkullu (3i); y el presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, entre otros, celebran la victori - H.Bilbao - Europa Press La presidenta del Parlamento vasco y cabeza de lista del PNV por Guipúzcoa, Bakartxo Tejeria (2i); el lehendakari y candidato a la reelección por el PNV, Iñigo Urkullu (3i); y el presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, entre otros, celebran la victori - H.Bilbao - Europa Press
El PNV ha vuelto a ganar las elecciones en Euskadi holgadamente, con 31 escaños, tres más que en la anterior cita electoral, lo que le permitirá reeditar su acuerdo de Gobierno con el PSE-EE, con el que supera la mayoría absoluta.

EH Bildu ha salido fortalecida este 12 de julio y ha consolidado con creces su segunda posición, con cuatro parlamentarios más, hasta los 22, el mayor número conseguido por la izquierda abertzale en unos comicios autonómicos. Además, la nueva Cámara contará, por vez primera, con un representante de Vox.

Elkarrekin Podemos-IU se ha desplomado al dejarse 5 representantes y obtener solo 6 parlamentarios de los actuales 11. Los votos conseguidos por Equo Berdeak, que ha concurrido en solitario en esta ocasión, han contribuido a su descenso. También ha caído PP+Cs, que pasa de los 9 que tenían los populares hasta la fecha, a obtener 5. Los socialistas han subido ligeramente, son ya tercera fuerza, y han pasado de 9 a 10 parlamentarios.

En el conjunto de la Comunidad Autónoma, el PNV ha conseguido sus 31 escaños con 349.429 votos (48.739 menos), un 39,12% del total y 100.741 más que EH Bildu, que ha logrado 248.688 papeletas y el 27,84% del sufragio. La coalición soberanista, con 22 parlamentarios, no se ha visto afectada por la abstención, y ha sumado 23.516 apoyos más.

También el PSE-EE ha logrado sumar 4.551 votos más, hasta los 121.869, con un 13,64% del sufragio. De esta forma, con 10 escaños, ha dado el sorpaso a Elkarrekin Podemos-IU, que pierde 85.575 votos respecto al 2016, al obtener 71.759 (8,03%) y 6 asientos en la Cámara autonómica. A este desplome ha contribuido los 11.616 sufragios obtenidos por Equo Berdeak, un (1,3%), que no ha conseguido representación y concurrió con Elkarrekin Podemos e IU en la anterior cita electoral.

PP+Cs obtiene sus cinco escaños con 60.299 papeletas y un 6,75% del sufragio, con una pérdida de 66.121 respecto a los votos obtenidos por los populares en solitario en la anterior contienda. Vox entrará en el Parlamento vasco respaldado por 17.517 electores, un 1,96% del total.

El PNV ha sido, además, la primera fuerza en los tres Territorios vascos, en cada uno de los cuales ha conseguido un escaño más, mientras EH Bildu se coloca como segunda fuerza en todos ellos, arrebatando este puesto al PP en Álava.

TERRITORIOS
En Bizkaia, los jeltzales obtienen 12 representantes, uno más que en 2016, mientras EH Bildu se mantiene como segunda fuerza, con 7 escaños, 2 más que en las anteriores autonómicas.

El PSE-EE ha pasado a ser la tercera fuerza, con 3 parlamentarios, los mismos que tenía hasta ahora, y arrebata la posición a Elkarrekin Podemos-IU, que pierde dos representantes de los cuatro que tenía. Por su parte, PP+CS se queda con un parlamentario, al perder otro.

El PNV consigue en Álava 9 parlamentarios, uno más que en 2016, seguido de EH Bildu que se sitúa como segunda fuerza, con 6 escaños, uno más que hace cuatro años, mientras PSE-EE pasa a ser tercera fuerza, con 4 escaños, uno más que en los anteriores comicios, y Elkarrekin Podemos baja a la quinta plaza, al perder dos de los cuatro representantes alaveses que tenía.

PP+Cs logra tres parlamentarios en este Territorio y se sitúa como cuarta fuerza, mientras que hace cuatro años el PP en solitario fue segunda fuerza con cinco escaños. Es en este territorio en el que Vox obtiene el representante que le permitirá entrar, por vez primera, en la Cámara vasca.

La formación que lidera Andoni Ortuzar consigue en Gipuzkoa 10 parlamentarios, uno más que hace cuatro años, seguido de EH Bildu, con nueve representantes (uno más), mientras PSE-EE pasa a ser tercera fuerza con 3 escaños, los mismos que hace cuatro años.

Por contra, Elkarrekin Podemos-IU pierde un representante, se queda con dos, y pasa a ser cuarta fuerza, mientras que PP+CS pierde un parlamentario de los dos con los que contaba en la anterior legislatura autonómica, cuando el PP se presentó en soliario.

GOBIERNO
Estos resultados, que elevan hasta 53 los escaños nacionalistas en la Cámara vasca --el 70,6% de los 75 parlamentarios--, permitirán al PNV y al PSE-EE, si llegan a un acuerdo, reeditar su pacto de Gobierno en el Ejecutivo autonómico, al conseguir holgadamente la mayoría absoluta con los 10 representantes socialistas (41 asientos entre los dos).

El tripartito de izquierda que ha reivindicado reiteradamente Elkarrekin Podemos-IU también lograría superar la mitad más uno de los escaños, al sumar 38 parlamentarios.

Los populares vascos, que en esta ocasión han concurrido en coalición con Ciudadanos, se han presentado a estos comicios tras un proceso interno complicado que derivó en la dimisión de Alfonso Alonso como presidente del partido, después de la decisión del líder nacional del PP, Pablo Casado, de que fuera Carlos Iturgaiz y no Alonso el candidato a lehendakari y tras haberse concedido a Cs puestos relevantes en las listas.

Elkarrekin Podemos-IU también ha llegado a las urnas este 12 de julio tras diferencias en el seno de coalición y dentro de la formación morada. Miren Gorrotxategi fue designada como candidata a lehendakari tras un proceso de primarias en el que la aspirante, apoyada por Pablo Iglesias, venció a Rosa Martínez, candidata respaldada por el entonces secretario general de Podemos, Lander Martínez. Tras la victoria de Gorrotxategi, Martínez decidió dimitir.

Vox, que en los anteriores comicios solo se presentó en Álava, ha concurrido en todos los territorios, y ha realizado una intensa campaña en la que ha implicado a sus más destacados representantes, su presidente, Santiago Abascal, y los diputados Javier Ortega Smith y Maracarena Olona. Muchos de los actos electorales se han desarrollado entre altercados causados por las protestas antifascistas.

Los resultados de esta noche suponen el colofón a una campaña electoral inédita, con la pandemia del covid-19 de fondo, que obligó a suspender las elecciones del pasado 5 de abril. La situación derivada del coronavirus ha restringido el volumen del público asistente a los mítines y ha generalizado la retransmisión de los actos de forma telemática. Las mascarillas, las distancias de seguridad y los saludos con los codos se han sucedido en las comparecencias públicas.

De hecho, la participación de los ciudadanos vascos en la jornada electoral ha caído 7,2 puntos al situarse en un 52,8%, frente al 60,02% registrado en los comicios de 2016. La cifra supone la más baja de la historia en las elecciones autonómicas vascas, por debajo del 59,6% registrado en 1994.