AMENAZA DE RECESIÓN

El desempleo sube más de lo esperado en Alemania

El mal dato de empleo de Alemania viene a confirmar el deterioro de las perspectivas económicas de la ''locomotora europea''.

Mundo - 10/30/2019 EUROPA PRESS
Banderas de Alemania y la Unión Europea (imagen Europa Press). Banderas de Alemania y la Unión Europea (imagen Europa Press).
La ralentización de la economía alemana, que podría haber entrado en recesión en el tercer trimestre, empieza a tener reflejo en la evolución del mercado laboral, que en el mes de octubre destruyó 6.000 puestos de trabajo, el doble de lo previsto, aunque la tasa de paro se mantuvo estable en el 5%, según los datos ajustados publicados por la Agencia Federal de Empleo de Alemania.

"La debilidad económica actual deja su huella en el mercado laboral", reconoció en rueda de prensa el director de la Agencia Federal de Empleo, Detlef Scheele. En este sentido, la agencia federal atribuye la subida del número de parados en el mes de octubre a la evolución del seguro por desempleo "como consecuencia de la recesión de la economía".

No obstante, la demanda de nuevos trabajadores se mantuvo en octubre en un nivel alto, aunque siguió mostrando una tendencia a la baja, con un total de 764.000 empleos registrados, un descenso de 60.000 plazas disponibles en comparación con un año antes.

El número de desempleados en Alemania se situó en octubre en 2,287 millones, ligeramente por debajo de los 2,288 millones de octubre de 2018.

El mal dato de empleo de Alemania viene a confirmar el deterioro de las perspectivas económicas de la 'locomotora europea', después de que la semana pasada el indicador adelantado de actividad PMI registrase la primera caída del empleo en el país desde 2013 ante los síntomas de contagio de la desaceleración de la industria al sector servicios.

En este sentido, el índice compuesto de gerentes de compras (PMI) de Alemania se ha situado en octubre en 48,6 puntos, frente a los 48,5 del mes anterior, lastrado por la recesión del sector manufacturero, cuyo índice de actividad se situó en 41,9, dos décimas más que en septiembre, mientras que el dato del sector servicios empeoró a 51,2 desde 51,4 puntos, lo que supone el menor ritmo de expansión de la actividad en los últimos 37 meses.

En octubre, la encuesta mostró una leve caída del empleo en el sector privado de Alemania, la primera en los últimos seis años. La pérdida de empleos se centró principalmente en las manufacturas, donde las cifras de personal registraron la mayor caída en casi diez años, mientras que en el sector servicios se registró la creación de empleo más débil en tres años y medio.

En este sentido, el Bundesbank, el Banco Central de Alemania, asume en su último boletín mensual que Alemania ha podido entrar en recesión técnica en el tercer trimestre de 2019, cuando la institución anticipa que el PIB podría haber sufrido una ligera contracción, que se sumaría a la caída del 0,1% registrada entre los meses de abril y junio.

De este modo, los pronósticos del Bundesbank se suman a los de una serie de instituciones que anticipan que Alemania entró en recesión en el tercer trimestre del año, incluyendo el prestigioso Instituto de Investigación Económica de Múnich (Ifo), que estima una contracción del 0,1% entre julio y septiembre.

A su vez, el Instituto de la Economía Mundial de Kiel (IfW, por sus siglas en alemán) prevé que la contracción del PIB alemán en el tercer trimestre será del 0,3%, tras la caída del 0,1% en el segundo trimestre, mientras que el Instituto de Investigación Económica de Alemania (DIW) contempla una contracción de la actividad del 0,2% entre julio y septiembre.