FUTBOL PALMERO

El Atlético Paso asciende a Tercera División 21 temporadas después

El equipo de la Comarca del Valle de Aridane, en la isla de La Palma alcanza la tercera división nacional veintiuna temporadas después desde su última presencia en esta categoría (1997-98), en la que ha estado en tres ocasiones.

Fútbol - 6/30/2019 José Agustín Lorenzo / EFE
El Club Deportivo Atlético Paso, ubicado en la Comarca del Valle de Aridane, en la isla de La Palma, alcanza la tercera división nacional veintiuna temporadas después desde su última presencia en esta categoría (1997-98), en la que ha estado en tres ocasiones.

El club, fundado en 1955, fue participando en la categoría insular en la isla bonita, hasta que le llegó la oportunidad de participar por primera vez en la categoría nacional, al proclamarse campeón de la Preferente de la provincia de Santa Cruz de Tenerife, en una dura lucha con el subcampeón de ese año, la Unión Deportiva Gomera, que también ascendía.

Su primer partido en la tercera debía ser el 4 de septiembre de 1988, en su feudo, el municipal de El Paso, ante el Club Deportivo Arguineguín, pero fue aplazado al domingo 12 de marzo de 1989. Y se tuvo que esperar a la segunda cita del campeonato, una semana después, en la visita al Municipal del Barranco de Guiniguada, en Santa Brígida.

Allí, con Valentín Toste en el banquillo del conjunto rojinegro, se empataba a cero con el equipo satauteño y el primer tanto en categoría nacional lo anotó Santi González, en el minuto 22 de la tercera jornada.

El equipo finalizaba en la parte media de la tabla, con el grupo más numeroso que se recuerda (23 equipos), cayendo de nuevo a la categoría preferente en la segunda presencia (1989-90), sin que Quico Acosta, ni Nerio Hernández, entrenadores, pudieran mantener un grupo que tanto había costado.

Cinco temporadas después (1996-97), el equipo vuelve a la Tercera. Se proclama nuevamente campeón de la Preferente, en otra dura disputa con el subcampeón, el Club Deportivo Puerto Cruz, equipo que igualmente ascendía. Esa temporada, se quedaba clasificado al borde del límite del descenso, puesto 17, pero con cierto margen en puntos para no caer a la zona roja.

Andrés Joel, actual directivo, era el entrenador del equipo, que repetía al comienzo de la campaña siguiente (1997-98), con el infausto desenlace del último descenso de la categoría nacional, clasificándose en la última posición en la liga.

Tres entrenadores pasaron por el banquillo verdinegro, que comenzaba Andrés Joel, continuaba Pedro Lorenzo, y finaliza, desde el mes de enero, Valentín Toste.

El ascenso para un equipo palmero no es nada fácil, toda vez que, empiezan una liga insular, mal llamada categoría preferente, y que todos catalogan como "casi" de fútbol aficionado, sin competencia real, con pocos equipos, y muchas mermas en el aspecto organizativo. Una liga que decidieron los propios clubes palmeros, bajo pretexto de ahorrar gastos en tiempo de crisis.

Transcurrida esa liga, y para poder llegar a las fechas en las que termina el Grupo I de la Preferente de la provincia tinerfeña, se juega una liguilla entre los cuatro primeros clasificados, y ese campeón disputa la primera eliminatoria con el subcampéon del grupo de las islas de Tenerife, La Gomera y El Hierro, si tuviesen equipos esos años.

En caso de superarla, tendría una nueva eliminatoria, esta vez ante el subcampeón de la provincia de Las Palmas, para dilucidar el tercer equipo que ascendería.

Esta temporada, además, llegó con nueva polémica, con dos federaciones territoriales autónomas, con normas distintas, y que se van repartiendo, por temporadas, la representación de la federación canaria.

Desde el mes de febrero, la nueva ley canaria del deporte, dejó un vació legal a la hora de consumar las sanciones disciplinarias, toda vez, que la ley decía que sólo se cumplirían cuando se llegase a la última instancia.

Esto propició, que algunos equipos alineasen a jugadores sancionados, y una reclamación desde marzo, paralizó la eliminatoria, que resolvió el Comité Canario de Disciplina Deportiva, aunque, los recursos sigan su curso..