No tiene licencia de la Agencia Española de Medicamentos

Clausuran por orden de un juez una asociación de cannabis en Fuerteventura

Las personas que regentaban el local disponían de un listado de precios a la vista de los clientes, con el que dispensaban la marihuana como si de un supermercado se tratara, según la Guardia Civil.

Canarias - 6/29/2019 EFE
La Guardia Civil precinta el local. La Guardia Civil precinta el local.
La Guardia Civil ha clausurado por orden judicial una asociación de cannabis en Fuerteventura por no estar autorizada por la Agencia Española de Medicamentos y porque, presuntamente, vendía marihuana a todo el que acudiera al local.

Esta actuación se enmarca en una operación contra el tráfico de drogas iniciada en agosto de 2018 a raíz de varios indicios que señalaban que dicha asociación llevaba a cabo un posible delito contra la salud pública tipificado en el artículo 368 del Código Penal.

En las entradas y registros practicados en las viviendas de varios trabajadores y en el referido local comercial, después de que, días antes, agentes del instituto armado destacados en Morro Jable, denunciaran a numerosas personas que salían con marihuana del negocio, permitieron incautar efectos y sustancias que indicaban actos de cultivo, favorecimiento y venta de sustancias estupefacientes, en este caso marihuana, indica el cuerpo en un comunicado.

En una finca donde se realizaban los actos de cultivo de plantas, en la vivienda de los responsables de la asociación y en el local los agentes se incautaron de 4,3 kilos de marihuana dispuestos en 45 plantas de cannabis en diversas fases de floración, 675 gramos de marihuana dispuestos en cigarrillos, dosis individuales con el logotipo de la asociación o en propios cogollos en bruto diferenciados por variedades y listos para su venta al público.

Además, se requisaron tres básculas de precisión, equipos informáticos y 1.404,20 euros en efectivo, fruto de la venta de la droga.

Las personas que regentaban el local disponían de un listado de precios a la vista de los clientes, con el que dispensaban la marihuana como si de un supermercado se tratara.

En base a ello, la Guardia Civil investigó como presuntos autores de un delito contra la salud pública a tres personas relacionadas con dicha asociación cannábica.

Los efectos intervenidos quedaron a disposición del juzgado de guardia de Puerto del Rosario, quien en el marco de las diligencias procesales ha ordenado la citada clausura.