SOLICITUD POR ESCRITO

Canarias pide al Estado que resuelva, de inmediato, la situación del puerto de Arguineguín

El consejero Julio Pérez considera que el Gobierno de Canarias ha asumido "correctamente" todas sus competencias en materia migratoria y admitió que no están contentos con la actuación que ha desarrollado el Gobierno español.

Canarias - 10/28/2020 EUROPA PRESS
El Gobierno de Canarias ha remitido una comunicación por escrito al Gobierno de España requiriendo formalmente que se resuelva con carácter inmediato la situación del puerto de Arguineguín, donde el pasado fin de semana se registró la cifra de más de 1.260 migrantes que habían llegado en los últimos días a la isla de Gran Canaria.

Así lo ha anunciado el consejero de Administraciones Públicas, Justicia y Seguridad, Julio Pérez, en el transcurso de una comparecencia, a solicitud del Grupo Nacionalista Canario, sobre acciones promovidas para reclamar al Gobierno de España la adopción de medidas urgentes y efectivas en materia de inmigración irregular.

En su intervención, el consejero remarcó que "aunque nuestras responsabilidades son todas, nuestras competencias son las que son", y añadió que no está de más evaluar la responsabilidad del Gobierno de España y la Unión Europea, y también de algunos cabildos y ayuntamientos, que "no siempre se presta con la misma intensidad".

Julio Pérez considera que el Gobierno de Canarias ha asumido "correctamente" todas sus competencias en materia migratoria y admitió que no están contentos con la actuación que ha desarrollado el Gobierno español; no obstante, no compartió que esto haya ocurrido con la complicidad del Ejecutivo canario.

El consejero apuntó que la UE no está dando a este asunto la importancia que tiene y añadió que también la pandemia ha dificultado el movimiento de personas, de manera que es más difícil la repatriación. Por ello, avanzó que el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, viajará a Marruecos para agilizar los procedimientos de devolución.

Sobre las acciones promovidas para reclamar al Gobierno la adopción de medidas en materia de inmigración irregular, recordó la petición de acciones en los países de origen para evitar las salidas de inmigrantes; intensificar la lucha contra las mafias; acciones en las travesías para impedir naufragios; mantenimiento del avión de la Guardia Civil y aumento del control de la vigilancia; implementación de espacios para los primeros trámites; acciones de retorno y de repatriación de los inmigrantes que han llegado ilegalmente, o acciones de continuación o derivación del curso de la migración al continente europeo.

En cualquier caso, quiso dejar claro que la "verdadera y única solución" para el problema migratorio es que llegue a sus países de origen "el progreso, la justicia, la democracia, la ley y la paz para que nadie tenga el impulso, con riesgo para sus vidas, de lanzarse a la aventura yendo a otro país". Añadió, además, que el Gobierno de Canarias seguirá haciendo un ejercicio "intenso" de sus competencias y también la reclamación material y formal necesaria al Gobierno de la Nación.

"INACCIÓN Y DESIDIA"
La diputada Socorro Beato (CC-PNC), proponente de la comparecencia, hizo hincapié en que Canarias no tiene capacidad para seguir asumiendo este flujo migratorio y afirmó que la "inacción" y la "desidia" del Gobierno de España ha convertido a Canarias en una "cárcel" con la "complicidad" del Gobierno canario.

Socorro Beato criticó que la crisis migratoria sigue sin una respuesta "clara y contundente" por parte del Gobierno de España, que, a pesar de los pronunciamientos unánimes de la Cámara autonómica, sigue "pasando de largo" ante este problema y dejando "absolutamente sola" a Canarias.

La diputada nacionalista se quejó de la "pasividad" del Ejecutivo canario, que "no muestra la firmeza y la autoridad necesaria ante el Estado". "Pónganse en su sitio", reclamó Beato, quien pidió al Ejecutivo canario que exija al Gobierno de España las acciones que sean precisas para resolver este problema social.

UNA SITUACIÓN "DRAMÁTICA".

Por el Grupo Mixto, Vidina Espino (Cs) afirmó que la situación en Canarias empieza a ser "dramática" y está "retratando" al Gobierno de Pedro Sánchez por su "nula" actuación. Incidió en que no se puede permitir que los ministros "se pasen la pelota" unos a otros mientras hay niños que están siendo separados de sus madres y se tarda hasta dos meses en hacerles las pruebas de ADN.

El diputado Jesús Ramos Chinea, de ASG, incidió en que Canarias está sufriendo una situación humanitaria grave y coincidió en que hace falta que el Estado se implique "mucho más" en este asunto porque "no se puede usar a Canarias de barrera para impedir el paso de estas personas a Europa".

Francisco Déniz (Podemos) lamentó que se esté usando "políticamente" esta situación para cuestionar "todo el esfuerzo" que se está haciendo por parte de las administraciones, mientras que el diputado Luis Campos (NC) exigió para resolver la "carente" política migratoria de España una política integral con los derechos humanos como eje central y la coordinación entre los ministerios.

Para la diputada popular Astrid Pérez, lo que está sucediendo en Canarias es consecuencia de la política diplomática del Gobierno de España en Marruecos y de su "inacción", y aseguró que si se ha multiplicado por seis la llegada de inmigrantes a las islas es porque el gobierno español "permite" que no se intensifiquen los controles.

Por último, el diputado socialista Manuel Abrante lamentó la carencia y falta de medios para poder atender a los inmigrantes que están llegando a nuestras costas; sin embargo, consideró que no es una cuestión de un gobierno u otro, sino debe haber una implicación por parte de todas las administraciones y los grupos políticos. A su vez, incidió en que el Gobierno de Canarias ha cumplido con todas sus competencias y también exigido responsabilidades.