PROPUESTA SOBRE EL BREXIT

Bruselas considera que la alternativa de Johnson "no es satisfactoria"

Los contactos entre Bruselas y Londres se mantienen a nivel técnico para tratar de dar con una solución que evite un divorcio caótico el próximo 31 de octubre.

Mundo - 10/9/2019 EUROPA PRESS
Fotograma RTVC. Fotograma RTVC.
La Comisión Europea ha cerrado este miércoles la puerta a una solución para el acuerdo del Brexit que limite en el tiempo la salvaguarda irlandesa o que dé la capacidad de veto sobre esta red de seguridad a "un tercero", en alusión a Irlanda del Norte, por lo que ha subrayado que la alternativa de Londres "no es satisfactoria".

El Colegio de Comisarios ha sido informado por el negociador jefe europeo, Michel Barnier, sobre el estado de las negociaciones y ha concluido por unanimidad que la alternativa que defiende el primer ministro británico, Boris Johnson, "no es una propuesta satisfactoria".

Así lo ha comunicado el comisario alemán, Gunther Oettinger, en una rueda de prensa en Bruselas al término de la reunión del Ejecutivo comunitario. El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, y el propio Juncker, comparecen este mismo miércoles ante el pleno del Parlamento europeo para informar de la situación.

"El 'backstop' no tiene sentido si está limitado en el tiempo, si dentro de dos o tres años se suprimiera de forma automática. Tampoco si puede ser suspendido o modificado por un tercero, porque Irlanda del Norte será una parte tercera", ha zanjado Oettinger, para quien la salvaguarda tal cual está diseñada es "vital".

En cualquier caso, los contactos entre Bruselas y Londres se mantienen a nivel técnico para tratar de dar con una solución que evite un divorcio caótico el próximo 31 de octubre y el jueves está previsto que se almuercen en la capital europea Barnier y el ministro británico responsable del Brexit, Steve Barclay.

Aunque públicamente no se ha fijado un plazo límite para cerrar un acuerdo alternativo a tiempo de evitar el Brexit a las bravas, el bloque europeo ve como fecha clave la cumbre que reunirá a los jefes de Estado y de Gobierno de la UE del 17 al 18 de octubre.

Acuerdo posible, pero difícil

Así las cosas, Barnier ha defendido que cree que el acuerdo aún es "posible", aunque a su juicio será "muy difícil" conseguirlo. "La Unión Europea está tranquila, vigilante, respetuosa y constructiva", ha resumido el negociador europeo, en declaraciones a la cadena británica Sky News.

También el comisario económico, Pierre Moscovici, ha abogado por continuar los esfuerzos para un acuerdo viable. "Como ha dicho Juncker, debemos evitar el juego de reproches e intentar encontrar soluciones, de forma constructiva, hasta el último momento", ha declarado a la prensa en Luxemburgo.