BUSCAN A UNA QUINTA

Arrestadas cuatro personas en Vietnam por enviar ilegalmente a vietnamitas a otros países

Una operación policial puesta en marcha tras el hallazgo la semana pasada de 39 personas muertas en un camión en el sur de Inglaterra.

Mundo - 10/28/2019 EUROPA PRESS
La Policía de Vietnam ha detenido a cuatro personas y está buscando a otra persona más por su supuesta implicación en dos organizaciones que enviaban a ciudadanos vietnamitas de manera ilegal a otros países, una operación policial puesta en marcha tras el hallazgo la semana pasada de 39 personas muertas en un camión en el sur de Inglaterra, la mayoría de ellas de nacionalidad vietnamita.

Según ha informado el diario digital VnExpress, la Policía de la región de Nghe An ha detenido a cuatro personas y busca a otra más por su supuesta vinculación con dos organizaciones que enviaban ilegalmente a vietnamitas a otros países.

El sábado, agentes de la Policía lanzaron una operación en la provincia de Nghe An, en el centro de Vietnam, para detener a una mujer identificada como Loan por "organizar y coaccionar a otras personas para que se abandonen ilegalmente el país".

La investigación policial se abrió tras una solicitud de Vu Thi Ly, una de las personas afectadas por las actividades de esa organización. Ly, que vive en la región de Nghe An, declaró que la mujer le ayudó con los papeles para que pudiera irse a trabajar a Francia. Además, contó que llegó a Francia como turista pero luego fue expulsada por usar un visado falso.

La investigación contra estas dos organizaciones de tráfico de personas ha cobrado más relevancia desde que la semana pasada las autoridades británicas encontraron en el interior de un camión 39 cadáveres de personas que, en su mayoría, eran ciudadanos vietnamitas.

Según el diario digital VnExpress, por el momento no hay indicios de que las detenciones del sábado estén relacionadas con la tragedia del camión encontrado en el condado inglés de Essex.

El sábado, la Policía vietnamita detuvo a Le Duy Anh, de 40 años de edad, y a otros tres cómplices, identificados como Tran Thi Thanh, Ho Thi Hang y Tran Thi Ha, como sospechosos de enviar personas ilegalmente a otros países, un delito que puede ser castigado con hasta 20 años de prisión según el Código Penal de Vietnam.

Las primeras indagaciones muestran que Anh era el director de un centro de analistas de estudios extranjeros en Hanói que se dedicaba a buscar a personas a las que les prometía enviarles a Australia para que pudieran trabajar allí. Esta organización estuvo operando de manera ilegal desde septiembre de 2015 a enero de 2019 y recibió más de 400 solicitudes logrando cientos de miles de dólares de sus potenciales clientes, que nunca llegaron a viajar al país que les prometieron.