LIGA DE CAMPEONES FIBA

El Iberostar cae ante el Nymburk (84-89) aunque mantiene el liderato del grupo C

El conjunto checo dominó el encuentro aprovechando en cada momento las facilidades dadas por los laguneros.

Baloncesto - 14/01/2020 EFE
El Iberostar hizo bueno el El Iberostar hizo bueno el "average" y se mantiene primero del grupo C. Fotograma RTVC.
El Iberostar Tenerife perdió este martes en casa ante el Era Nymburk checo por 84-89, pero logró salvar el “average” particular y así mantener el primer puesto del Grupo C de la Liga de Campeones FIBA.

Partido intenso dominado por los checos, que supieron aprovechar en cada momento las facilidades dadas por los aurinegros. Además, en defensa estuvieron muy serios y no permitieron que el equipo tinerfeño se posicionara en la cancha.

El Era Nymburk puso en su sitio al Iberostar Tenerife que llegaba a esta cita después de hacer un soberbio partido en Zaragoza donde logró asegurar el cuarto puesto al término de la primera vuelta y así conseguir ser cabeza de serie para la Copa del Rey.

La cita de hoy, después de mucho tiempo fuera de la Isla, era un reto importante y los aurinegros no lograron sacar adelante. Buena posición en la cancha del Nymburk, acertados en el juego interior y exterior y salió vivo siempre de las presiones del Iberostar Tenerife que no fueron del todo constante.

Con el 0-7 de entrada ya se dejó entreveer que el Iberostar Tenerife no lo iba a tener fácil para ganar. Esa ventaja la supo mantener el Nymburk hasta casi el final del primer cuarto cuando Yusta logró desatascar la canasta rival con un triple y, posteriormente, sería Álex López para alcanzar un 24-23 con triple de Huertas.

Era la primera vez que el Iberostar Tenerife se ponía por delante en el marcador, una ventaja que los laguneros supieron aumentar hasta el 32-27, pero un parcial de 4-18 (36-45) en este segundo cuarto hizo que el Iberostar Tenerife volviera a empezar a buscar soluciones a su juego.

Salió mejor el Iberostar Tenerife tras el descanso. Más concentrado y más activo en defensa y en ataque. Le costó, pero supo mantenerse en el partido y volver a situarse por delante en el marcador (63-62) y acumular un parcial de 13-2 para ponerse 67-62, a falta de dos minutos para finalizar el tercer cuarto.

Se esperaba que ya el Iberostar Tenerife tomara las riendas del choque. Había mejorado en defensa, aunque en ataque le seguía costando anotar. El Era Nymnburk, como a lo largo de todo el partido, intentó sorprender al rival a base de cambios defensivos e intentando que Shermadini no realizara su juego y lo consiguieron.

Con tres puntos arriba (74-71) se inició el último cuarto. Los locales seguían dando facilidades al rival y estos no la desaprovecharon para llegar a los instantes finales con ventaja. La descalificación de Marcelinho Huertas, a falta de seis minutos para el final (76-79) resultó importante en el desarrollo de los últimos minutos. Dalton, Hanwkins, Dixon y un triple final de Bohacik terminaron por decidir para su equipo.

Lo importante en este final es que con el marcador 82-89, el Iberostar Tenerife supo mantener el “average” particular, ya que en el partido de ida el triunfo fue para los canaristas por 68-78.